Hamburgo, Alemania: Con una pantalla multimedia crean conciencia sobre la sustracción forzada de órganos en China
 

Hamburgo, Alemania: Con una pantalla multimedia crean conciencia sobre la sustracción forzada de órganos en China

El 20 de septiembre de 2014, una exposición multimedia sobre la sustracción forzada de órganos a practicantes de de Falun Gong en China y sancionado por el Estado, llamó la atención en el centro de Hamburgo, Alemania.

Por medio de audio se guiaba a los transeúntes a conocer las estadísticas sobre trasplante de órganos, el número de prisioneros condenados a muerte en China y cómo, ese número, no puede explicar el origen de tal cantidad de órganos para trasplantes. Toda esta evidencia señala que la procedencia de los órganos es de un grupo de personas aún vivas, cuyos integrantes son asesinados en base a la demanda de órganos, por parte del turismo de trasplantes, en China.

Las pancartas expuestas ayudaron a los lectores a navegar entre las imágenes en las que venía información complementaria. Estas revelaban la causa del corto periodo en espera de tan sólo dos semanas por un órgano compatible y la resolución de la Unión Europea que condenaba este crimen en contra de la humanidad.

Muchos turistas y habitantes del lugar firmaron la petición para hacer un llamamiento con el fin de terminar con la sustracción forzada de órganos en China, después que se dieran cuenta de la verdadera realidad, al ver la presentación multimedia.

Los practicantes de Falun Gong también recrearon una escena para resaltar el proceso brutal de la sustracción forzada de órganos. Algunas personas se detuvieron y preguntaron por la causa de la persecución a Falun Gong por parte del Partido Comunista Chino (PCCh). También se sintieron atraídos por los suaves ejercicios y quisieron saber más.

Una violonchelista firmó la petición y contó a los practicantes que iba a actuar cerca de ese lugar, pero decidió buscar otro porque no quería interrumpir a los transeúntes para que escucharan la difusión del audio sobre la sustracción de órganos en China.

Una mujer de negocios, procedente de Bremen, que pasaba el fin de semana en Hamburgo, estuvo de pie por un largo rato frente a las pancartas de exhibición y escuchó la difusión de audio. Tomó material de información y dijo, "La compañía para la que trabajo ha abierto fábricas en China. No creo que esté bien ser indiferente frente a la injusticia social, ni mencionar que los practicantes de Falun Gong son un grupo muy excepcional".

Ella estaba interesada en los ejercicios de Falun Gong e indagó sobre los sitios de práctica para hacerlos en Bremen e hizo eco de los principios de Verdad-Benevolencia-Tolerancia.

Ayer, en una plegaria pedí a Dios que me guiara por el camino correcto. Y hoy vine aquí". Ella agradeció sinceramente a los practicantes y deseó que sus caminos se encuentren nuevamente en el futuro.

Una mujer procedente de Portugal dijo, "No me sorprende en absoluto que el Partido Comunista Chino persiga a Falun Gong. Es un régimen totalitario. Tiene temor del pensamiento independiente. Quiere controlar la mente de las personas. Sé que Falun Gong continuará en el futuro".

Un antropólogo dijo que el crimen de sustracción forzada de órganos va más allá de la trivialidad: "Lo que ustedes hacen es muy bueno y muy importante. Construye enorme impulso".

Muchos que firmaron la petición agradecieron a los practicantes por informarles sobre estos hechos y esperan que estas atrocidades terminen pronto.

Versión en chino disponible en: http://www.minghui.org/mh/articles/2014/9/21/汉堡信息日--民众期待真相-298008.html

Versión en inglés disponible en: http://en.minghui.org/html/articles/2014/9/22/3387.html

Se autoriza la impresión y circulación de todos los artículos publicados en Clearharmony y su contenido, pero por favor cite la fuente.