Verdad-Benevolencia-Tolerancia se convirtió en una parte integral de nuestra vida cotidiana

Yo soy una de las decenas de millones de practicantes de Falun Gong en China. Aunque nuestro ambiente de cultivación no es lo que era antes de 1999, los practicantes nunca han dejado de cultivarse de acuerdo con los principios de Verdad-Benevolencia-Tolerancia.

Hace unos días, mi marido, que no es practicante, llegó a casa del trabajo y me contó una historia interesante. El Año Nuevo se acercaba, razón por la cual el distribuidor le dio dinero nuevamente, aunque nunca aceptó dichos regalos en el pasado, esta vez ya lo había recibido.

Mi marido entregó el dinero a su superior, diciéndole que era del distribuidor, y éste le dijo: "Se le dio a usted, puede gastarlo cómo quiera". Mi esposo dijo: "En ese caso, lo vamos a usar para nuestros fondos de departamento". Le entregó el dinero al día siguiente y le dijo a sus colegas que el dinero era del distribuidor y que se utilizará para los beneficios de los empleados.

Esto sería algo muy típico en un practicante, pero eso lo hizo un no practicante.
El otro día tuvimos visita. Mi marido les dijo: "Falun Gong es bueno. Míralos (refiriéndose a los miembros de nuestra familia que practica Falun Gong), son tan saludables, también voy a practicar Falun Gong después de retirarme. "Él es el único en la familia que no practica".

Hace seis meses, la hija de un pariente vino a quedarse con nosotros y a buscar trabajo en nuestra ciudad, a pesar de no estarlo cien por ciento, era muy miope. Ella comenzó a leer Zhuan Falun, unos días después de su llegada, encontró fácilmente un buen trabajo en una semana y tres meses más tarde, fue promovida.

Cuando fuimos al oftalmólogo seis meses después, le preguntaron si se sentía incómoda con sus gafas, le dijeron que su vista había mejorado en los dos ojos con un gran margen. Nos sorprendió a todos.

Ahora, ella regresó a su ciudad natal para el Año Nuevo Chino. A la víspera de su partida, un miembro de nuestra familia le dijo que el Maestro ya estaba cuidando de ella, eso la hizo muy feliz. Ella dijo que, tan pronto como regrese después del Año Nuevo, empezará a aprender los ejercicios.

Ahora es el Año Nuevo otra vez. No puedo encontrar las palabras para expresar mi profunda gratitud por la compasión y la infinita gracia del Maestro, así que decidí compartir algunas pequeñas experiencias que hemos tenido.

Me gustaría decir al Maestro: "Por favor, no se preocupe por nosotros". Para los discípulos de Dafa, las tormentas y las dificultades de los últimos 15 años no son más que viento y lluvia que sólo moja la ropa. ¡La gracia del Maestro está en todas partes en China, y los principios de Verdad-Benevolencia-Tolerancia se han arraigado en los corazones de la gente y se transmite de generación en generación!

En nombre de todos los discípulos de Dafa en mi familia, los viejos, los de la edad mediana y los jóvenes, envío nuestros saludos de Año Nuevo al Maestro. ¡Feliz Año Nuevo, Maestro!

Versión en chino disponible en: http://www.minghui.org/mh/articles/2014/2/4/生活片段-“真善忍”在人们心中-287081.html

Fuente : http://en.minghui.org/html/articles/2014/2/20/145521.html>http://en.minghui.org/html/articles/2014/2/20/145521.html

Se autoriza la impresión y circulación de todos los artículos publicados en Clearharmony y su contenido, pero por favor cite la fuente.