Irlanda: Los irlandeses firman con el fin de protestar contra la persecución de Falun Gong

El domingo 9 de abril de 2006, los practicantes de Falun Gong de Irlanda celebraron una actividad en una popular y transitada calle de Dublín, Grafton Street, con el fin de recoger firmas que apelaban por el fin de la persecución por parte del Partido Comunista Chino (PCC). La gente y los turistas quedaron sorprendidos e indignados después de leer la pancarta que decía: "En el campo de concentración de Sujiatun del PCC extraen órganos a practicantes de Falun Gong aun con vida". Firmaron la petición de protesta destinada a los congresistas. Con el fin de hacer la petición más diligente, los practicantes las entregaban ya redactadas. Mucha gente dijo que enviarían la carta de protesta a sus congresistas después de firmar la petición. Algunos llevaban a sus familias el documento con la información del campo de concentración de Sujiatun, así como la carta de petición. Una señora cogió muchas cartas de petición para sus colegas después de firmar. Mucha gente dijo que la persecución de los practicantes de Falun Gong por el PCC en los campos de trabajos forzados y los campos de concentración era demasiado horrible. Los practicantes les facilitaron la versión inglesa de los “Nueve Comentarios del Partido Comunista” con la esperanza de que puedan saber más sobre la historia del PCC

Algunos chinos expresaron su apoyo a Falun Gong después de conocer la salvaje persecución ejercida por el PCC. Un chino de edad media dijo: "¿Para qué sirve todo esto?” refiriéndose a la petición y a la protesta. Los practicantes le dijeron que enviarían la carta a los departamentos del gobierno con el fin de que la gente de todos los medios pueda condenar la persecución. Después de escuchar la explicación, firmó inmediatamente con su nombre.

Una pareja de ancianos que viajaba por Irlanda dijo que creían en la autenticidad de este incidente después de haber oído que el PCC extraía órganos de practicantes de Falun Gong aun con vida. Pidieron los Nueve Comentarios en chino con el fin de llevárselo a su casa para leerlo. Una mujer originaria de China escuchó a un practicante aclararle la verdad durante más de media hora.

Cuando la actividad estaba a punto de acabar, una lluvia fina comenzó a caer. Sin embargo, mucha gente seguía aun firmando. Prácticamente se firmaron todas las cartas de protesta. Los crímenes del PCC en la persecución a Falun Gong reciben cada vez más interés por parte de la gente que los condena.

La gente firma con sus nombres para protestar contra la persecución

Se autoriza la impresión y circulación de todos los artículos publicados en Clearharmony y su contenido, pero por favor cite la fuente.