Una practicante nueva: Falun Dafa me cambió

Yo trabajaba como costurera en un supermercado. Normalmente hay etiquetas antirrobo en cada prenda de vestir, pero a veces vienen sin ellas. Cuando eso sucedía, los empleados de los supermercados robaban la ropa y se la llevarían a casa. Yo también robaba de vez en cuando.

Llegué a conocer a Falun Dafa en 2011 gracias a una nueva compañera de trabajo. Falun Dafa enseña a los practicantes a seguir Verdad-Benevolencia-Tolerancia en la vida diaria. Desde entonces, nunca me llevé a casa nada sin antes de haber pagado por ello, y a la ropa que le faltaba una etiqueta antirrobo yo le ponía una.

En marzo de 2011 contrataron a una nueva costurera en el supermercado. Sentí que era agradable y de mente abierta. El costo por arreglar pantalones no comprados en el supermercado era de cuatro yuanes chinos. Usualmente las costureras guardaban el dinero sin dar nada al supermercado.

Le dije: "Podemos compartir el dinero". Ella dijo: "No. No podemos tomar dinero que no nos pertenece". Eso me sorprendió y pensé: "¿Todavía existen personas como esta hoy en día?". Me di cuenta de que ella se comportaba de manera diferente a otras personas.

Noté que ella leía un libro durante la pausa. Le pregunté: "¿Qué libro estás leyendo?". Ella respondió: "Zhuan Falun. Soy una practicante de Falun Dafa".

Me explicó de qué trataba Falun Dafa y por qué el partido comunista chino (PCCh) lo persigue. Ella me aconsejó que renunciara al PCCh y a sus organizaciones afiliadas. Estuve de acuerdo. Ella me dio un recuerdo que contenía las palabras Verdad-Benevolencia-Tolerancia el que me gustó mucho y pensé que las palabras eran maravillosas.

Más tarde me hizo escuchar en un reproductor de MP3, una grabación de audio con las lecciones del Fa del Maestro Li (el fundador de Falun Gong), lo cual me hizo sentir muy bien. Luego me dio una copia de Zhuan Falun. Después de leerlo empecé a practicar Falun Dafa.

En un mes experimenté un gran cambio. Mis enfermedades, tales como la rinitis, cervicitis, gastroenteritis crónica y resfriados frecuentes, desaparecieron. Tenía pólipos en los ojos por lo que no podía ver con claridad. Un médico me dijo que me sometiera a una cirugía para mejorar la visión. Después de haber comenzado a practicar Falun Dafa, un día tuve un sueño en el que un pequeño insecto blanco salió de mis ojos. Después de eso, los pólipos en los ojos desaparecieron y mi visión mejoró mucho.

Más tarde dejé de trabajar en el supermercado y abrí mi propio taller de costura. Hice cosas como limpiar y reparar ropa. Un día, encontré dinero en el bolsillo de la ropa de una cliente, lo puse a un lado y se lo devolví a la cliente cuando ella vino a recoger la ropa. Le dije: "Soy una practicante de Falun Dafa. No tomo dinero que no me pertenece".

Se emocionó y me lo agradeció. Le hablé entonces de los beneficios de la práctica de Falun Dafa y le conté la realidad de la persecución, que esta se basa en la mentira y en la violencia. La ayudé a renunciar a la Liga de la Juventud del partido comunista. Desde entonces ella es una clienta habitual.
En junio de 2011, uno de mis árboles estaba a punto de caer. Sugerí que el departamento de electricidad lo cortara pero nadie vino a hacerlo. Un día llovió duro y el gran árbol cayó sobre la casa de mi vecino produciendo una grieta en una pared.

La familia quería que nosotros le pagáramos más de 10.000 yuanes. Mi familia pensó que nos estaban extorsionando y no quería pagar. Pensé que soy una practicante y deberíamos pagar. Así que me puse a conseguir el dinero para pagarle a mi vecino. El resto de la familia al ver mi acción comenzó a contribuir con el dinero. Negociamos con el vecino y le pagamos más de 2.000 yuanes. El problema se resolvió pacíficamente.
Les he explicado a mi esposo, a mis suegros y a otras personas los beneficios que he experimentado al seguir la práctica de cultivación de Falun Dafa. También les di el libro Zhuan Falun para que lo leyeran.

Nunca antes me había llevado bien con mi suegra. Después de practicar Dafa, a menudo la echaba de menos y le regalaba cosas. Con frecuencia le ayudo con las tareas del hogar. Al ver mi cambio, quería estar cerca de mi.

Mi esposo y otras personas dicen que he cambiado y que ya no me enojo. Les dije que he cambiado gracias a que he comenzado a practicar Falun Dafa.
Versión en chino disponible en: http://www.minghui.org/mh/articles/2015/2/21/新学员-法轮大法改变了我-305418.html
Versión en inglés disponible en: http://en.minghui.org/html/articles/2015/3/6/149215.html

Se autoriza la impresión y circulación de todos los artículos publicados en Clearharmony y su contenido, pero por favor cite la fuente.