Abogada en libertad condicional por practicar Falun Gong, ahora está en estado crítico de salud

Una abogada de la provincia de Heilongjiang fue sentenciada en marzo de 2013 a un año y medio, más dos años de libertad condicional por practicar Falun Gong.

Se le dictó sentencia a los dos meses de haberle concedido la libertad condicional, porque le había dado un derrame cerebral en el centro de detención.

La Sra. Liu Zhongjie nunca se recuperó de las complicaciones del derrame cerebral. Durante el pasado año de su libertad condicional, su salud se fue deteriorando hasta el punto de que ella no puede cuidar de sí misma, ni puede ingerir alimentos sólidos. Tampoco puede hablar.

Incapaz de soportar el acoso interminable de las autoridades, el esposo de la Sra. Liu se divorció de ella, al poco tiempo de su sentencia. Su hija menor ahora tiene que velar por sí misma y por su madre postrada en una cama.

La razón del sufrimiento de la Sra. Liu fue su firme rechazo a renunciar a su creencia en Falun Gong, una práctica espiritual, que es perseguida por el partido comunista chino.

Enjuiciada y sentenciada en 2013
La Sra. Liu había sufrido constantes acosos, amenazas y arrestos ilegales, desde que comenzó la persecución en 1999. Después de escapar de su arresto en 2003, se mantuvo mudando de un lugar a otro para evitar la persecución. Su último arresto fue el 10 de septiembre de 2012, junto con otra practicante, la Sra. Zhao Min. Ambas fueron recluidas en el Centro de detención de Suihua, por más de cuatro meses. El maltrato que recibió la Sra. Liu la llevó a sufrir un derrame cerebral.

Posteriormente, pusieron en libertad a la Sra. Liu, pero su familia recibió órdenes de llevarla a la Corte del Distrito de Beilin, el 3 de marzo de 2013, para corroborar cierta información. La Oficina 610, les aseguró, que la Sra. Liu no sería detenida.

La "verificación" resultó ser un juicio enmascarado para dictar sentencia a la Sra. Liu por dar asilo a la Sra. Zhao. En menos de veinte minutos sentenciaron a la Sra. Liu a un año y medio de prisión.

Como la Sra. Liu estaba en estado crítico de salud, su familia pidió la libertad temporal para tratamiento médico. Se les dio la aprobación de la libertad condicional por dos años con la condición adicional de que sus hermanos "garantizarán" que ella no practicaría de nuevo. Se le comunicó a los hermanos que las consecuencias "serían graves", si la Sra. Liu practicaba Falun Gong otra vez.

Durante este tiempo, el marido de la Sra. Liu se divorció de ella, puesto que se sentía incapaz de soportar el incesante acoso de la policía y de los agentes de la Oficina 610.

Por haber sido atormentada física y mentalmente por más de 10 años, la salud de la Sra. Liu se deterioró rápidamente.

Numerosos arrestos y acoso por más de cuatro años
Así como muchos otros abogados en China, la Sra. Liu acostumbraba aceptar sobornos, mientras representaba a sus clientes. Después de comenzar con la práctica de Falun Gong, ella devolvió los sobornos y dejó de aceptarlos. Seguía el principio de Verdad-Benevolencia-Tolerancia en todo lo que hacía y estaba agradecida por ello, gracias a Falun Gong, ella era un profesional con ética e integridad.

Estaba decidida a seguir practicando Falun Gong, aún cuando el PCCh dio inicio a la campaña a nivel nacional de acabar con la pacífica práctica de cultivación.

A la Sra. Liu la arrestaron y acosaron innumerables veces, entre 1999 y 2003, por rehusar a renunciar a su creencia. Primero fue a Beijing, el 29 de octubre de 1999, para apoyar la apelación del derecho a la práctica, después de que el partido comunista chino (PCCh) comenzará a perseguir a Falun Gong. Estuvo detenida por dos meses y medio.

Posteriormente fue a la cárcel por ocho meses, cuando el director del bufete donde trabajaba, cooperó con la policía que la había arrestado el 29 de abril de 2000, en un intento de evitar que fuera a Beijing de nuevo. Después de su puesta en libertad, su empleador envió personas a su casa para vigilarla.

Como ella quería que otras personas supieran los hechos sobre la persecución, la Sra. Liu distribuyó información sobre Falun Gong, el 17 de enero de 2001. Cinco días después, ella y otras dos practicantes fueron enviadas al campo de trabajos forzados de Qiqihar y detenidas por un año.

La Sra. Liu hizo una huelga de hambre y de sed, cuando el campo de trabajos forzados extendió su condena en enero de 2002. Le hicieron alimentación forzada y luego la pusieron en libertad, cuando se rehusó a comer y beber por 17 días.

Cada vez que era detenida, la Sra. Liu era torturada, entre lo que estaba incluida la alimentación forzada y la inyección de sustancias desconocidas, que le provocaban desmayos en muchas ocasiones y la dejaban al borde de la muerte.

Al día siguiente de su liberación, el 16 de enero de 2002, el director del bufete en el que trabajaba, fue con la policía a la casa de la Sra. Liu y le dijo que estaba despedida ¿La razón? Porque ella rehusaba a renunciar a practicar Falun Gong y porque había estado detenida en un campo de trabajos forzados. Nunca más pudo ejercer en derecho.

Aún cuando la Sra. Liu había salido libre, la policía recibió instrucciones de la Oficina 610 de acosar tanto a ella, como a su familia y saquearon su casa, de vez en cuando. También amenazaron a su esposo.

La policía fue a casa de la Sra. Liu de nuevo el 13 de abril de 2003, con la intención de identificar a los otros practicantes de Falun Gong. La Sra. Liu se negó a cooperar, así que cuatro policías vestidos de civil, la sacaron de su casa y la llevaron a la comisaría. La detuvieron esa noche.

Para protestar por la irracional detención, de nuevo hizo huelga de hambre y de agua. La pusieron en libertad a los cinco días, después de que su marido pagará a la policía 200 yuanes.

La Sra. Liu fue arrestada de nuevo, el 25 de julio de 2003, cuando estaba repartiendo material informativo de Falun Gong junto con otra practicante. Logró escapar de la comisaría y se mudó con frecuencia, durante 10 años, antes de ser arrestada en 2012.

Versión en inglés disponible en: http://en.minghui.org/html/articles/2015/3/26/149492.htm

Se autoriza la impresión y circulación de todos los artículos publicados en Clearharmony y su contenido, pero por favor cite la fuente.