Dos abogados presentan un alegato por no culpabilidad, en el momento del juicio ilegal hecho a dos practicantes, en la Corte de la ciudad de Jiamusi

A las 9,30 de la mañana del 18 octubre de 2010, el tribunal rural de la ciudad de Jiamusi, en la provincia de Heilongjiang, juzgó a las practicantes de Falun Gong, señora Wang Lixing y señora Li Xiurong. Ambas practicantes testimoniaron delante del tribunal sobre por qué practicaban Falun Gong y por qué no abandonarían su fe. Dos abogados defendieron sus alegatos por no culpabilidad.

La Sra. Li Xiurong

La Sra. Wang Lixin

Ilegalmente detenidas por distribuir material para clarificar la verdad.

El 19 de julio de 2010, mientras la señora Wang Lixin y la señora Li Xiurong distribuían material para clarificar la verdad "fueron acusadas falsamente y detenidas por policías de la comisaría de Changqing”. El 21 de julio los policías entraron por la fuerza a la casa de la señora Wang y la registraron mientras los ocupantes estaban fuera. Más tarde, su familia fue al cuartel de policía para pedir la orden de registro. Zhao Ming, el director del cuartel, y el policía Jin Zehua les negaron groseramente la demanda.

Después que la señora Wang y la señora. Li fueran detenidas, sus familias fueron al cuartel de policía casi a diario para pedir su liberación. El director Zhao Ming, el instructor Zhou Dedong, y el policía Jin Zehua los amenazaron repetidas veces, los intimidaron, y hasta los persiguieron. La familia fue a la oficina de policía local, al gobierno de la municipalidad de Changqing, a la Federación de Mujeres, al "Procurador Suburbano”, de la ciudad, y a la Empresa de energía térmica que participó en el registro ilegal. Sin embargo, el personal de estos departamentos evadieron su responsabilidad. Durante ese tiempo, sus familiares recibieron llamadas telefónicas anónimas, diciendo que si pagaban cuarenta mil "Yuanes" por cada una de ellas, serían liberadas. Las familias no aceptaron.

A finales de agosto de 2010, los familiares recibieron una llamada telefónica de Liu Jinguo, jefe de la sección de la persecución, el Procurador suburbano, informándoles que la señora Wang Lixin y la señora. Li Xiurong habían sido detenidas. Sus familias fueron muchas veces donde el Procurado, pero todo fue en vano.

La señora. Wang y la señora. Li habían sido llevadas al centro de detención desde un comienzo. La señora Wang protestó por su detención ilegal y pidió ser liberada, cuando unos funcionarios inspeccionaron el centro de detención. En aquel momento, la policía responsable de vigilarla, inmediatamente le saltó encima y la abofeteó en la cara. Bajo las órdenes de las autoridades del PCCh, el centro de detención creó obstáculos para los abogados defensores. El 16 de octubre, antes de la audiencia, los abogados fueron al centro de detención a visitar a la señora Wang. Les dijeron que no podrían verla porque no tenían la firma del director del centro. Los abogados protestaron por la excusa inventada, pero el centro de detención, sin embargo, prohibió el encuentro. Los abogados dijeron que esto no era razonable y sin base jurídica.

Demasiadas fuerzas policiales en el interior y por fuera del tribunal. Todo el mundo era revisado desde la cabeza a los pies.

A las 9 de la mañana había muchos policías alrededor del tribunal; los de la oficina 610, el equipo de seguridad nacional, y la oficina de policía. La gran mayoría estaba de paisano. Algunos llevaban cámaras de fotos y tomaban fotos de las personas que estaban cerca del tribunal. Algunos estaban sentados en sus coches charlando, y otros en el contorno, vigilando el tribunal. Zhang Weiming, el jefe del equipo de seguridad nacional de la oficina suburbana de policía de Jiamusi, estaba entre ellos. Había unos vehículos desconocidos aledaños al tribunal, con policías uniformados y de paisanos.

A las 8,50 de la mañana, un coche policial se detuvo frente al tribunal y varios policías se apresuraron para hacer ingresar a la señora. Wang y a la señora Li. El proceso fue abierto al público. Cuando dos miembros de la familia de las acusadas pidieron asistir a la audiencia, les dijeron que no había ningún lugar disponible. Muchas personas no pudieron entrar al auditorio. Los cuatro miembros de la familia que fueron autorizados para hacerlo, fueron cuidadosamente controlados con un detector, y debieron dejar sus efectos personales como los teléfonos móviles, los relojes, los bolsos, y las llaves. Hasta un pañuelo de bolsillo les fue quitado por la policía. Después de haber entrado en el auditorio, no se permitió a los miembros de la familia dejar los lugares o utilizar los baños. Sólo los funcionarios y las personas de la oficina 610 eran libres de desplazarse y hasta de contestar llamadas telefónicas.

Los discípulos de Dafa clarificaron la verdad en el proceso y sus abogados las defendieron sólidamente.

Li Caihong, presidente del tribunal administrativo suburbano, actuó como Magistrado en jefe; Ru Xinde y Han Xu actuaron como jueces y tres de ellos formaron el jurado. El proceso se desarrolló en la segunda sala del tribunal en el segundo piso.

En la audiencia, el fiscal Liu Jinguo, el jefe de la división de la persecución y el Procurador local, hicieron la denuncia en contra de la señora Wang y a la señora Li. Durante la defensa ambas practicantes testimoniaron sobre sus mejorías físicas y mentales después de practicar Falun Gong, y por qué no abandonarían la práctica a pesar de las presiones. Repitieron que eran inocentes y que creían en la Verdad-Benevolencia-Tolerancia. Durante el interrogatorio la señora Wang fue interrumpida en repetidas ocasiones por el Magistrado en jefe, Li Caihong. Le dijo repetidas veces: "no repita esto. Usted debe responder a la pregunta directamente”. Pero Wang Lixin continuó. Hizo ver que muchos alegatos estaban en desacuerdo con los hechos, entre ellos, según un alegato, era que había comenzado a practicar Falun Gong en 1991. La señora Wang dijo que Falun Dafa no había sido transmitido al público todavía en 1991, y que por eso no podía haberlo practicado en aquel momento. Todo el mundo se rió.

Los abogados defendieron a los no culpables en nombre de las practicantes. Un abogado dijo: "teniendo como base la libertad de creencia, los practicantes de Falun Gong son inocente". Reiteró que el caso implicaba el principio universal de libertad de creencia y de la separación de la religión con el gobierno. Un documento publicado por el ministerio chino de la seguridad pública describe 14 creencias religiosas como cultos, pero no incluye a Falun Gong. Además, aunque la autoridad china públicamente hubiera publicado una serie de documentos sobre Falun Gong, no son leyes y no pueden servir de base para castigar a los practicantes de Falun Gong. Prosiguió diciendo que los alegatos del fiscal no tenían base jurídica efectiva, y que ninguna de las "pruebas" supuestas podía ser utilizada, porque eran defectuosas. El abogado también subrayó que lo que el fiscal había identificado como actos criminales " era verdaderamente absurdo. En otros términos, que en el comportamiento de Wang Lixin y de Li Xiurong no había ninguna culpa.

Los abogados precisaron que, desde el punto de vista legal, lo que las practicantes habían hecho no contenían los cuatro elementos necesarios de un crimen, y esperaban que cada uno de los que formara parte del dominio judicial en el auditorio de tribunal, en el futuro podría examinar su conciencia y la felicidad de su propia familia. Le pidieron al juez que considerara el caso según los principios legales, más que las directivas de sus supervisores o los argumentos de los medios de comunicación.

Cada persona en el auditorio, quedó estupefacta con la defensa poderosa que hicieron los abogados. Los jueces y los fiscales no pudieron mencionar ningún otro argumento. El fiscal no refutó una sola palabra durante el tiempo que duró la audiencia. Cuando Li Caihong terminó, el Magistrado le preguntó al fiscal si tenía algo que añadir y este último respondió: "no hay nada más que decir".

El proceso se acabó hacia las once horas sin que hubiera un veredicto. Li Caihong, el Magistrado, anunció que el jurado trabajaría en el caso. El veredicto sería determinado después que se hubiera discutido en el comité jurídico.

Artículos correspondientes: http://minghui.ca/mh/articles/2010/8/26/228831.html

Versión en inglés disponible en: http://www.clearwisdom.net/html/articles/2010/11/27/121645.html

Versión en chino disponible en: http://minghui.ca/mh/articles/2010/11/12/232378.html

Se autoriza la impresión y circulación de todos los artículos publicados en Clearharmony y su contenido, pero por favor cite la fuente.