CIFD: La Corte del Circuito de Apelaciones de EEUU confirma la inmunidad del ex líder chino por supuestos delitos de genocidio y tortura

Dra. Terri Marsh: “La inmunidad no es impunidad...recurriremos a la corte suprema.”



La afirmación de la Corte del Séptimo Distrito de una decisión previa sobre el caso de genocidio contra Jiang Zemin mantuvo un silencio notable sobre la cuestión de inmunidad. El Dr. Marsh, abogado de los querellantes, dijo que recurrirán a la Corte Suprema de EEUU.
Washington, DC (CIFD) – El Séptimo Circuito de Apelaciones de la Corte confirmó la inmunidad del ex líder de China, Jiang Zemin, por presunto genocidio, tortura y crímenes contra la humanidad perpetrado contra practicantes de Falun Gong en China.

En su fallo, la Corte declaró que “no era indiferente con las demandas de los querellantes” – haciendo eco con los sentimientos del abogado del departamento de justicia quien, durante los argumentos orales para el caso, llamó a la persecución de Falun Gong “horrenda”.

Mientras que la Corte del Séptimo Circuito de Apelaciones afirmó el desplazamiento de la Corte del Distrito a la Sede Ejecutiva para resolver las defensas basadas en inmunidad de estas alegaciones y otras similarmente serias por la vía diplomática, en vez de canales legales, la Corte del Circuito enfatizó la seriedad de las acusaciones y reiteró en su opinión el papel de Jiang de iniciar e implementar lo que muchos describen como crímenes indecibles contra la humanidad.

La Dra. Terri Marsh, abogada para los querellantes, comentó: “[el ex líder] Jiang Zemin no goza de inmunidad bajo las leyes de los Estados Unidos o bajo los estándares internacionales creados después de lo de Nuremberg, afirmados y reafirmados por las cortes locales e internacionales alrededor del mundo.”

Los querellantes van a presentar una apelación a la Corte Suprema de los Estados Unidos y si fuera necesario a la Comisión de Genocidio y Tortura de las Naciones Unidas.

Argumentos legales por el genocidio

La Corte del Séptimo Circuito de Apelaciones emitió su opinión sobre el caso de WIE YE, HAO WANG, DOES A-F, y otros similarmente situados versus JIANG ZEMING y LA OFICINA 610 el 8 de septiembre de 2004. La Corte de Apelaciones confirmó la opinión de la Corte del Distrito, emitida el 12 de septiembre de 2003, afirmando que mientras simpatizan con las quejas de los querellantes, creen que ésta es competencia del Ejecutivo que debe efectuarse a través de las vías diplomáticas, más que una decisión de las Cortes. Su decisión concluye: “El éxito depende de la diplomacia, no de las cortes de los Estados Unidos”.

La Séptima Corte, en su confirmación de la deferencia de la Corte del Distrito a la postura del Departamento de Justicia de los Estados Unidos sobre la separación de poderes- que ésta no es una cuestión para que las Cortes decidan a través de las vías jurídicas, sino una competencia del Ejecutivo que debe resolverse por vías diplomáticas- influenció la caracterización de la Corte de todas las demás cuestiones relacionadas con la inmunidad pronunciadas directamente en su opinión o indirectamente mediante la sentencia de la Corte. Por ejemplo, mientras la Corte reconoció los crímenes jus cogens del querellado tales como genocidio y tortura, pasaron por alto o quizás no captaron el significado de los crímenes jus cogens delitos que quebrantan las normas que comprenden la mismísima base y cimientos de la orden moral y legal del hombre.

“Si el marco de Nuremberg significa algo, es que los ex líderes NO son inmunes de la perpetración de genocidio y tortura contra sus propios ciudadanos.”
Generalmente la Corte guardó silencio sobre prácticamente todos los temas que tenían que ver con la inmunidad, incluyendo, como notó Terri Marsh, el abogado principal, el principio articulado en los expedientes y discurso oral de los querellantes, que “la inmunidad no es impunidad.” Incluso aparte de la decisión de la Cámara de los Lores en el caso Pinochet la reciente decisión sobre Pinochet en Chile, o la sentencia de la corte internacional de justicia sobre Bélgica versus Congo – que en todos estos casos se ha apoyado la no inmunidad de ex jefes de estado- el principio de no inmunidad se aplica al querellado Jiang Zemin dentro del derecho estadounidense que expone claramente que “supuestos actos de tortura, ejecución, y desapariciones de un dictador no son actos oficiales...porque el mandatario no está ejerciendo el cargo que le fue otorgado.” (Hilao versus Marcos, 25 F. 3d 1477). Por lo tanto, la pregunta no es si Jiang Zemin utilizó su cargo para cometer los delitos, sino si dichos actos se cometieron de parte de Jiang Zemin, en vez de China. (U.S. versus Noriega, 746 F. Supp. 1506, 1522).

Como se ha plasmado en las quejas de los querellantes, hay una abundancia de pruebas que indican que Jiang lanzó la persecución contra Falun Gong para su beneficio personal, como afirma el máximo analista de China de la CNN, Willy Lam, quien escribió: “Jiang ha movilizado un movimiento masivo como los de la era de Mao contra...Falun Gong,...y la crítica más severa del manejo de Jiang de Falun Gong es que parece que él está utilizando el movimiento masivo para promover lealtad hacia su persona.”

Cuando la Corte del Séptimo Circuito de apelaciones mantuvo un silencio similar sobre los argumentos pronunciados por los querellantes sobre el mismo tema de la justiciabilidad, es importante notar que la deferencia de la Corte del Séptimo Circuito de Apelaciones al argumento de la separación de poderes presentado por el departamento de justicia no disminuye en absoluto el peso atribuído por la Corte a los delitos perpetrados por Jiang contra Falun Gong. Similarmente, aunque el Departamento de Estado de los Estados Unidos cree que es mejor terminar con la persecución mediante intervenciones diplomáticas que mediante un precedente jurídico—en todos los demás aspectos, están de acuerdo con los querellantes en cuanto a la naturaleza ilegal e inmoral de la persecución. De hecho las tres ramas del gobierno concuerdan que la persecución contra Falun Gong está mal.

Para concluir, Terri Marsh, dijo: “La Declaración de la Independencia dice que todos los hombres han sido dotados por su creador con derechos inalienables que incluyen no sólo la libertad de religión, sino también el derecho a ser libres de tortura. Abogados de EEUU y abogados por todo el mundo seguirán presentando demandas contra Jiang Zemin y otros funcionarios colaboradores hasta que Jiang Zemin sea llevado ante la justicia”.

Contacto: Dra. Terri Marsh – (001)-202-369-4977

# # #

NOTICIAS – 9 de septiembre, 2004

Centro Informativo Falun Dafa, www.faluninfo.net/sp/


Trasfondo

Falun Gong, también conocido como Falun Dafa ( Falun Dafa ) , es una práctica de ejercicios y meditación que incluye las enseñanzas basadas en los principios universales de “Verdad-Compasión-Tolerancia.” Es una práctica que fue enseñada en privado durante miles de años antes de ser brindada al público en 1992 por el señor Li Hongzhi. Falun Gong está arraigado en la cultura China, pero es muy particular y distinta de otras prácticas en China, tales como el Budismo y el Taoísmo. Desde su introducción en 1992, rápidamente se divulgó de boca en boca por toda China y ahora se practica por el mundo entero en más de 60 países.
Como resultado de una encuesta realizada por las autoridades gubernamentales, donde se determinó que más de 100 millones de personas estaban practicando Falun Gong en China, el presidente Jiang Zemin prohibió la pacífica práctica en julio de 1999 (reportaje). Temía que cualquier cosa que no fuera el Partido Comunista, les tocara el corazón y la mente a más ciudadanos. No pudiendo lograr desbandar el espíritu de los millones de personas cuya salud mejoraba y cuya vida cambiaba de manera positiva después de Falun Gong, el régimen de Jiang intensificó su campaña de propaganda para voltear la opinión pública en contra de la práctica, mientras se dedicó silenciosamente a encarcelar, torturar e incluso a asesinar a quienes lo practican.
El Centro Informativo Falun Dafa ha verificado los detalles de 942 muertes (reportaje/fuentes) desde el inicio de la persecución de Falun Gong en China, en 1999. Sin embargo, funcionarios en China reportan que el número actual de muertes sobrepasa los 1.600, mientras que fuentes expertas creen que la real cantidad es mucho mayor. Cientos de miles han sido detenidos, mientras que otros 100,000 han sido sentenciados a campos de trabajos forzados sin derecho a proceso legal.


PARA MÁS INFORMACIÓN, POR FAVOR COMUNÍQUESE
CON EL CENTRO INFORMATIVO FALUN DAFA

Contactos: Adam Montanaro 001 917-405-4507, Erping Zhang 001 646-533-6147 o Feng Yuan 001 646-523-5676.
Correo electrónico : faluninfoctr@nycmail.com,
Página Web : http://www.faluninfo.net/sp/
Buzón de FalunInfo : editores@faluninfo.net

Se autoriza la impresión y circulación de todos los artículos publicados en Clearharmony y su contenido, pero por favor cite la fuente.