Se intensifican las torturas a practicantes de Falun Gong en el campo femenino de trabajos forzados en la ciudad de Shanghai (Fotos)

Actualmente, desde la Oficina 610 de Shanghai se continúa haciendo uso de su poder para arrestar ilegalmente a practicantes de Falun Gong. Han sentenciado a mujeres practicantes a campos de trabajos por períodos de uno a tres años sin ninguna evidencia de crimen. Los guardias del campo femenino de trabajos forzados de Shanghai han estado maltratando a los practicantes. La división nº 5, la tal llamada “División de Control Especial”, la dirige Jiang Qiqiong (mujer) y está encargada específicamente a perseguir a los practicantes, usando toda clase de métodos y tratando de presionarlos para que renuncien a sus creencias en “Verdad-Benevolencia-Tolerancia”.

Jiang Qiqiong estudió “psicología” específicamente para engañar a los practicantes con su malvada “doctrina”. Además, usó otros métodos de violencia contra los practicantes, como por ejemplo: obligarles a mantenerse de pie frente a una pared, colgarlos suspendidos en el aire, meterlos en celdas de aislamiento sin comer ni dormir, y toda clase de abusos verbales.

Los practicantes de Falun Gong están detenidos en el quinto piso de la división nº 5, y en ese campo de trabajo, éste es un piso con celdas de aislamiento. Cada celda de esta planta, tiene instalado un equipo de control. A fecha de hoy, los practicantes están detenidos en celdas solitarias de aislamiento. Esto permite a los guardias usar más tácticas secretas para manipularlos con el objeto de “transformarlos” y al mismo tiempo, hacen que otros presos traten de presionarlos a renunciar a Dafa.

La practicante Sra. Yan Meishen fue obligada a mantenerse de pie durante varios meses porque se negó a renunciar sus creencias. Como resultado, sus pies se hincharon de tal manera, que no pudo usar sus zapatos.

La practicante Sra. Lu Meiying fue detenida en varias ocasiones en una celda de menos de tres metros cuadrados de área. Cada mañana antes de las 5:00 horas, la obligaban a mantenerse de pie o a sentarse por prolongados períodos de tiempo. Solamente a las 11:00 horas le permitían lavarse ligeramente y tomar un descanso. También, en varias ocasiones le obligaron a mantenerse de pie durante todo el día. La “evaluación de encuentros” son muy adversos y los practicantes son públicamente humillados y cruelmente criticados.

Entrada principal al campo femenino de trabajos forzados de la ciudad de Shanghai Celdas de aislamiento en el quinto piso de la División de Control Especial

Las autoridades del campo femenino de trabajos forzados de la ciudad de Shanghai, habitualmente toman ventaja de métodos represivos del Partido Comunista chino para perseguir a los practicantes. Frecuentemente, cuelgan a los practicantes suspendidos en el aire, los fuerzan a mantenerse de pie, intencionalmente botan la comida para mantenerlos hambrientos, les prohíben dormir y los fuerzan a ver vídeos que difaman a Falun Gong. Constantemente tratan de controlar el pensamiento, palabras y acciones de los practicantes torturando sus cuerpos.

En el futuro cercano, los perseguidores sufrirán retribución del yeli (karma) por lo que están haciendo.

Versión disponible en ingles: http://www.clearwisdom.net/emh/articles/2007/9/30/90047p.html

Se autoriza la impresión y circulación de todos los artículos publicados en Clearharmony y su contenido, pero por favor cite la fuente.