La Sra. Liu Guimei sufre años de persecución

Lo que se relata a continuación es una versión reducida de un artículo más extenso y detallado que apareció en la versión china de Clearwisdom.net.
 

La Sra. Liu Guimei de 45 años de edad, residía en Tiecheng, poblado y condado de Mengyin, provincia de Shandong. Desde que comenzó la persecución el 20 de julio de 1999, en muchas ocasiones era acosada por los siguientes personajes locales: Jiao Yuxiang un ex oficial de propaganda en el pueblo de Jushan; Jiang Liangjun, secretario ayudante del Partido Comunista en el pueblo de Jushan; Li Zongtang, ex jefe de policía en la Estación de Policía Jushan; Wang Yeyi, ex jefe ayudante de policía de la Comisaría de Policía de Jushan, y el policía Qiu Ming.

El 11 de febrero de 2000, la Sra. Liu Quimei fue arrestada ilegalmente y retenida durante un día en la Comisaría de Policía de Jushan. En febrero, las autoridades le extorsionaron una suma de tres mil yuanes. Durante cuatro meses se vio obligada a vivir errante para evitar ser detenida.

El 4 de marzo de 2001, nuevamente fue arrestada, esta vez por una docena de personas, incluyendo a Gong Pibao, un ex secretario del Partido Comunista del Comité Judicial y Político en el pueblo de Mengyin; Wang Zhiyun, Zhang Xiaoqian, y Zhang Zhihu. La Sra. Liu fue enviada al centro de lavado de cerebro en Chapeng y retenida allí por más de un mes.

En 2002, los oficiales locales del poblado de Mengyin trataron de arrestarla otra vez, pero logró escapar, sin embargo, se vio obligada nuevamente a vivir errante y en ese intervalo, registraron ilegalmente su hogar.

En febrero de 2003, Liu Guimei fue arrestada en Xintai y más tarde mantenida en la Comisaría de Policía Changlu.

Después, la llevaron al centro de lavado de cerebro dirigido por la Oficina 610 del condado. Allí, estuvo en huelga de hambre como protesta de la persecución. El jefe de la Oficina 610, Lei Yancheng y el personal del Hospital de Medicina China del condado de Mengyin, la forzaron a comer en forma brutal a través de su nariz. En la comida le añadían drogas y por otro lado, también le inyectaban más drogas. Después de suministrarle alimentación forzada, Liu Guimei tuvo un severo dolor de estómago y se quedó tiesa sin poder acostarse ni sentarse.

En marzo de 2003, la Oficina 610 del condado la sentenció a tres años de trabajos forzados; fue enviada al primer campo femenino de trabajos forzados en la provincia de Shandong y allí fue objeto de unas brutales torturas físicas y mentales. A pesar de todo lo que tuvo que soportar, se mantuvo firme en sus creencias en Falun Dafa.

Versión disponible en inglés: http://www.clearwisdom.net/emh/articles/2007/9/30/90065p.html

Se autoriza la impresión y circulación de todos los artículos publicados en Clearharmony y su contenido, pero por favor cite la fuente.